Oración a Santa Marta para atraer dinero, prosperidad y bienestar

Oración a Santa Marta para atraer dinero

Querida y amadísima Santa Marta, socorre mi miseria y vence todas las dificultades como venciste la fiera brava que tienes a tus pies, para ti no hay imposibles, dame la fuente del dinero para cubrir mis necesidades.

Querida Santa Marta, afortunada y dichosa de Nuestro Señor, amparo y socorro de pobres, esperanza de los que sufren por escases, consuelo y descanso de atribulados y enfermos, vencedora del dragón infernal, nuestro enemigo,

Oración a Santa Marta para atraer dinero, prosperidad y bienestar

Oración a Santa Marta para atraer dinero, prosperidad y bienestar

Tú que fuiste protectora maternal de todos nosotros, que fuiste tantas veces Bendecida por Jesús, por favor, escucha y recoge estas súplicas y alabanzas, que con el más puro afecto de nuestro corazón, me dirijo con humildad en este día y presento mi ruego, Santa Marta amorosa.

Santa Marta querida, ante el trono de vuestro dulcísimo Jesús, te pido que me recomiendes vivamente con vuestro poderoso señor, A fin que alcancemos de Él, por medio vuestro, el remedio para nuestra desesperada situación, Y si así conviene a su mayor honra y gloria.

Alabado sea el señor de los cielos

Santa Marta querida, quiero ver con prontitud concedido el favor particular que con fe te pido, y que nos resultaría de gran ayuda. Para paliar las desdichas y sufrimientos, que en estos momentos me llena de amargura Y tanto afecta a mí vida privada y familiar, (aquí haz la petición con Fe).

Santa Marta bendita, desde el cielo donde gozas del eterno galardón
que vuestro dulcísimo Jesús premia la confianza que por él sientes, No dejes de acordarte de tu fiel devoto Y dame tú urgente ayuda.

Mí señora Santa Marta querida, alienta mí esperanza, No dejes que el desánimo Y la preocupación nos invada. Pero sobre todo, dame la gracia de imitar, teniendo ahora a Jesús en mí alma. Por la práctica de todas las virtudes, En especial la del amor caritativo, para que mi pobreza termine ya haciendo que el dinero venga a mí sin esperar mas.

Ardiente y generoso, Para después ir a gozar también, de sus inefables recompensas prometidas, junto perpetuamente con mi señor, con María,
nuestra común y Bendita Madre, con San José, contigo y con los bienaventurados todos, En la felicísima Betania del Cielo.
Amén.

Reza un padre nuestro y un avemaría

El 29 de julio la Iglesia universal recuerda la figura de Santa Marta de Betania, hermana de María y Lázaro, patrona de los imposibles, del hogar, de las cocineras, amas de casa, sirvientas, casas de huéspedes, hoteleros, lavanderas y de las hermanas de la caridad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *